Gestión emocional

Gestión emocional

Permanentemente convivimos con nuestras emociones, su función es darnos constantemente información para ir adaptándonos al medio. No existen emociones negativas o positivas, simplemente nos dan un tipo de información diferente.

El problema es que existen innumerables variables que pueden influir en que no gestionemos adecuadamente nuestras emociones, y que esto interfiera en nuestro bienestar.

Antes que nada es fundamental poder reconocer la emoción que estoy sintiendo (algunas personas tienen dificultades para hacerlo). Las emociones se manifiestan en el cuerpo, y muchas veces no somos conscientes de ello.

Luego debo poder sostenerla, esto es, permitirme sentirla, aceptarla, no negarla, no juzgarme por sentirla, ni quedarme fijado a ella.

Finalmente, llegamos la gestión, hacer algo con la información que estas emociones me están dando.

Gestionar tus emociones no es tarea fácil. Debes saber que aprendiste (sin ser muy consciente de ello) cómo debes ser para ser aceptado, y esto implica qué y cómo debes gestionar lo que sientes.

Las personas que no saben gestionar adecuadamente sus emociones suelen presentar muchas dificultades en su vida cotidiana.

En nuestro centro utilizamos técnicas específicas para ayudarte a gestionar adecuadamente tus emociones.

 

Por Julia Achilli. Psicología. Terapia EMDR